Lo tuyo no tiene nombre, Ariana Marie

El arranque de 2018 está acabando de consagrar a esta bellísima actriz porno nacida en Dallas hace 24 años. Un puñado de escenas le han bastado para demostrar que lo suyo no es de este mundo. Y no tiene nombre.

Ariana Marie
Álvaro García Montoliu | 23/02/2018 - 12:49

Aún a riesgo de que nos acuséis de vivir en la prehistoria, estimábamos oportuno reparar el error histórico de que Ariana Marie aún no tuviese un perfil propio en esta casa. Y es que si bien el nombre de la starlet de Florida suena algo muy de otra época -lo petó muy fuerte entre 2014 y 2015 para acabar convertida en un producto de segunda-, en las calles se empieza a gestar un revival de la menuda starlet. Algo nos dice que 2018 va a ser el año de su retorno.

Está claro que Ariana nunca se fue, pero en las últimas semanas ha ido recopilando una serie de escenas clave que nos ayudan a reforzar la teoría de que este será su gran año, el de esa consagración que a la altura de 2016 se intuía un hecho, pero que no ha terminado de llegar.

Además de un salvaje tete a tete con Mandingo para Jules Jordan, quizá su escena reciente que más ha dado que hablar es la que protagoniza junto al male performer of the year Markus Dupree en HardX. Es más de media hora de acción anal y esas cualidades atléticas que garantiza el cuerpo escultural de este ruso hercúleo.

 

Un lujo

Hay voces autorizadas que ya hablan de la mejor escena anal de 2018, y aunque eso es una exageración porque quedan 10 meses por delante, el listón, desde luego, está muy alto.

Ariana nació hace 24 años en Dallas (Texas), si bien a una tierna edad se mudó a Clearwater, una ciudad costera de la zona de Tampa Bay, algo que la expuso de primera mano a la industria pornográfica. Por sus venas corre una mezcla de sangre irlandesa, alemana, belga y puertorriqueña, lo que da una exótica mezcla difícil de categorizar.

Ariana Marie

 

Si bien no se describe como una chica promiscua en el sentido de que prefería tener relaciones serias a esporádicas, sí cree que es una persona profundamente sexual. Tras dejarlo con un novio y haber alcanzado la mayoría de edad, en 2013 entró en la industria con una escena junto a Giselle Mari y Danny Mountain.

Es, por tanto, de la quinta de Keisha Grey si bien su ascenso a la élite pornográfica ha sido mucho más lento, sobre todo porque en sus primeros dos años prefirió ir a lo seguro y rechazar ofertas para probar las modalidades más extremas del triple X.

El momento de los anales y las dobles penetraciones llegó, claro está, y desde entonces ha repartido sus trabajos en productoras como Evil Angel, Blacked, Bang Bros, Naughty America y muchas más.

Por nostalgia o simple agradecimiento, deseamos a Ariana un 2018 radiante y lleno de alegrías.

 

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
La orgía veraniega de Isabel Castell
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados