Échate un Casquet La noche de los squirt

Para que luego digan que el porno no es un deporte de riesgo. Casquet acude al rodaje de una escena de la productora de Lara Tinelli y Roberto Valtueña y acaba pringada hasta el cuello.

Squirts con Gigi
Noemí Casquet | 08/04/2014 - 12:23

Nunca antes había podido asistir a un rodaje de Lara Tinelli o Roberto Valtueña. Cada vez que me invitaban a uno, me surgía algún imprevisto que no me permitía estar presente. Por fin, esta vez, no había obstáculos, ¡iba a poder ver a Lara en acción!

Habíamos quedado a las ocho de la tarde en el bar en que iba a realizarse parte del rodaje. Barcelona a esa hora resulta una ciudad algo caótica, sobre todo si hay partido de fútbol. Por suerte los rodajes porno siempre empiezan con retraso. Siempre. Será que reúnen equipos de al menos una docena de personas y que no siempre es fácil coordinar a tanta gente. Así que a pesar de mi retraso de media hora, llegué cuando el rodaje todavía no había empezado.

Aproveché para saludar a Roberto Valtueña, tan cordial y risueño como de costumbre, mimando su cámara Sony y preparando el set, a mi querida Lara Tinellique me plantó un par de besos y me dedicó una de sus irresistibles sonrisas. También conocí a Ginger Hell y me encontré nuevamente con Gigi Love, portada de ‘Primera Línea’ hace medio año y orgullosa ganadora del premio Ninfa a la Mejor Actriz X nacional del año 2013. Por último, me presentaron a la webcamer Pamela Sexy y a Xavier, el segundo cámara.

Porno sin fronteras

La escena iban a grabar estaba pensada para el mercado internacional. “Ahora trabajamos mucho para fuera de España”, me aclaró Tinelli, “en España ya no se vende tanto como hace unos años y hemos tenido que buscar alternativas. Sobre todo, grabamos muchísimo sexo con chicas, pero no necesariamente lésbico, porque a veces no se tocan entre ellas”.

Una vez más, me tocó hacer de extra (qué suplicio ¿verdad?), así que pude presenciar el rodaje desde una posición privilegiada. Empezaron rodando unas tomas en el exterior para pasar a continuación a hacerlo en el bar. Roberto explicó varias veces cómo sería la escena y cuál debía ser la actitud de las chicas. Ginger y Gigi son dos amigas que entran en un bar y le piden al camarero algo “muy fuerte”. El camarero, después de varios intentos frustrados de servirles algo capaz de saciar su sed, les saca un par de vibradores y unas anillas de lo más tentadoras. Ambas se retan con las miradas creando en el ambiente cierta tensión. Tensión sexual.

Lara supervisaba todo, manejaba las claquetas y se paseaba por el set de rodaje con unos estrechos leggings negros y su enorme sonrisa cada vez cantaba las tomas y el nombre de las actrices implicadas. En cuanto a  Valtueña, el hombre simpático y risueño que todos conocemos se transformó en un profesional meticuloso y perfeccionista, absorto en su trabajo y decidido a tener el pleno control de todo lo que ocurría en la escena. En más de una ocasión se dejó oír su potente voz exigiendo silencio.

Entrando en harina

Una vez completadas las tomas que debían dar sentido argumental a la escena, empezó la acción sexual. Las actrices disponían de 30 minutos para hacer con los juguetes sexuales lo que quisieran. Objetivo, regar el suelo con squirts lo más caudalosas posibles. “¡Acción!” se escuchó en la sala y las chicas empezaron a liarse entre ellas y a masturbarse.

Los extras debíamos rodearlas y mostrarnos extrañados y excitados por su comportamiento tan abiertamente lascivo. La idea es que tanto las actrices como los extras nos pusiésemos en situación y nos dejásemos llevar, transmitiendo así una sensación de naturalidad y realismo en la línea del tipo de porno que es más apreciado ahora mismo en el mercado internacional.

Gigi se centró en un hombre alto y robusto que parecía encantado de que la actriz le azotase y le metiera los dedos hasta la garganta. Ni siquiera hizo falta pedirle que abriese la boca para recibir un chorro de fluido procedente de la entrepierna de Gigi directo a la garganta. Todos nos quedamos petrificados al ver aquel torrente fluir a presión, consecuencia también, todo hay que decirlo, del litro y medio de agua que se había bebido en la hora anterior.

Arde Troya

“Esto está que arde”, se oyó decir a alguien entre gemidos. Y ciertamente, aquello olía a quemado, dado que la gelatina del foco había empezado a arder debido al  filtro de plástico rojo que había sobre ella. Entre todos, intentamos apagar el fuego como pudimos y, al mismo tiempo, salvar el foco y el bar de un posible incendio.

Ya recuperados del susto, seguimos con la escena con una Ginger que empezaba a correrse cuando Gigi ya llevaba un buen rato regando el local. Al poco, se incorporó una Lara silenciosa, con actitud tímida pero tremendamente excitada. Se escondió bajo la mesa y se empezó a masturbar con un vibrador. Ella no formaba parte del reparto, pero ya no podía controlarse más. Así que pude presenciar en primera fila y con salpicón incluido, los varios squirts de Lara Tinelli. Para finalizar, las tres chicas se agruparon formando un gran charco en el suelo mientras Roberto Valtueña preguntaba: “¿Quién me puede dar algo más?”. ¿Algo más? ¡Si vamos a salir nadando!

Como broche final, una breve escena en la que Ginger y Gigi se tomaban una copa en la barra del bar. Todo había sido una fantasía. Ginger le pregunta que si no le gusta la copa y Gigi le contesta:

– Bueno, no sé. Me apetece algo más fuerte, ¿no?

Después de ver todo aquello, con los pies a un palmo de un imponente charco de flujo, yo también empezaba a plantearme que me apetecía algo más fuerte.

 

Squirts con Gigi Squirts con Gigi Squirts con Gigi Squirts con Gigi Squirts con Gigi Squirts con Gigi Squirts con Gigi

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
María Lapiedra: la vida sexual de la reina del escándalo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

One Response to La noche de los squirt

  1. Que buena pinta tiene la escena y menudos chorrazos sueltan Gigi, Ginger y Lara! Habrá que verla en cuanto salga!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Current day month ye@r *

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados