Historias del porno El calor del dinero

Con un nombre artístico que hace referencia a su (supuesta) pasión por el vil metal, Susan Jensen/Constance Money tuvo suficiente con ocho películas para convertirse en toda una leyenda de la primera edad de oro del cine X.

Constance Money
Paco Gisbert | 18/05/2018 - 13:05

Apenas ocho películas X encumbraron a Susan Jensen como una de las estrellas pioneras del género, un mito del cine X clásico que protagonizó la para muchos mejor película con sexo explícito de la historia.

Nacida en Lebanon, Pensilvania, en 1956, Jensen acabó el instituto y necesitaba dinero para pagarse la universidad, por lo que, poco después de cumplir los 18 años, respondió un anuncio de prensa en el que pedían actores para una producción que se iba a rodar en Nueva York y consiguió un papel en ‘Confessions of a Teenage Peanut Butter Freak’, de Gerald Graystone, película en la que aparecía en dos escenas de sexo con el nombre de Christina Hoover.

Pero su verdadero despegue se produjo al año siguiente, cuando encarnó a Misty Beethoven, la prostituta parisina instruida por el doctor Seymour Love en ‘The Opening of Misty Beethoven’, de Radley Metzger. Pese a que Jensen logró una extraordinaria fama gracias a su papel protagonista en la película, el rodaje no fue precisamente placentero para ella.

Tuvo una relación entre el amor y el odio con su compañero de reparto, el siempre complicado y morboso Jamie Gillis, y se enfrentó en varias ocasiones con Radley Metzger a causa, según sus propias palabras, de las promesas económicas que este le había hecho por intervenir en el filme.

 

Resentimiento

De hecho, Jensen afirmó que trabajar con Metzger fue una de las peores cosas que le ocurrieron en su carrera como actriz. “No puedo decir nada bueno de él”, afirmaba en una entrevista para la revista ‘AVN’ en 1983, “ese hombre era un enfermo”.

Y cuenta la leyenda que fue el propio Metzger el que la bautizó con el seudónimo de Constance Money, a causa de la insistencia diaria de la actriz por cobrar, un extremo que el propio director desmentiría muchos años más tarde.

Constance Money

Tras el éxito de ‘The Opening of Misty Beethoven’, Constance Money gozó de una fama fugaz. En numerosas entrevistas manifestó su deseo de dar el salto al cine convencional, algo que jamás lograría en su corta carrera en el mundo del espectáculo.

En estos años mantuvo una relación sentimental con el también actor X John Leslie, con el que formó una de las parejas más cool de la industria.

En julio de 1978 apareció en las páginas de la revista ‘Playboy’ junto con una larga entrevista en la que revelaba su verdadero nombre y sus ambiciones profesionales. Constance Money fue la primera actriz de cine X que consiguió aparecer en el póster central de la mítica revista, un privilegio al alcance de muy pocas estrellas.

Constance Money

 

Trabajos tardíos

Hasta 1979, apareció en los créditos de cinco películas más, entre ellas ‘Barbara Broadcast’, para la que Radley Metzger rescató una escena descartada de ‘The Opening of Misty Beethoven’ en la que Money y Gillis interpretaban una escena sadomasoquista. La recuperación de esta escena, sin el permiso explícito de la actriz, convirtió en irreconciliables a la actriz de Pensilvania y el director neoyorquino.

Poco después de participar en este filme, logró un cameo en ‘10, la mujer perfecta’, en una escena en la que Blake Edwards contrató a varias actrices de cine X por recomendación de Annette Haven.

Constance Money 9

 

Sin embargo, sus oportunidades en el cine convencional acabaron ahí, ya que aquel filme, en el que aparecía desnuda jugando al billar, constituyó su momento de gloria en Hollywood. Así que, en vista de que el cine convencional no llamaba a su puerta, Jensen se marchó a Alaska a regentar un refugio para cazadores durante dos años y desapareció de la circulación.

De la misma forma que desapareció, volvió al porno en 1983 para protagonizar ‘A Taste of Money’, de Richard Mailer, un filme concebido para su lucimiento en el que intervenía en cinco escenas de sexo. Fue el momento de explicar al mundo sus experiencias como estrella del porno, ya que, en su primera época, Jensen no concedía entrevistas a los medios de comunicación.

Tras la promoción de ‘A Taste of Money’, la actriz con fama de amar el dinero más que todas las cosas desapareció definitivamente de la vida pública para irse a vivir alejada de los focos a Seattle.

 

 

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Violeta (MYHYV): "En el sexo soy egoísta, busco mi propio placer".
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados