Kelly Brook, material inflamable

Despídete de sus pechos, porque los más probable es que no volvamos a verlos hasta el próximo verano. Kelly Brook, Cancún y uno de los destapes más sugerentes que se recuerdan: la galería y la crónica.

Redacción | 18/09/2013 - 16:15

En la mirada de soslayo que dedica a la cámara (o al tendido, vaya usted a saber) uno cree intuir una cierta expresión de ‘ahí queda eso’, e incluso un ‘tomad apuntes, perdedoras, o mejor, sentaos en la arena a llorar’. Kelly Brook es una mujer que sabe disfrutar de una buena playa y un buen verano. Kelly Brook es actriz, es modelo, es presentadora de televisión, y en ratos libres diseña unos estupendos trajes de baño de dos piezas que ella es la primera en no ponerse. Kelly Brook posó desnuda hace unos años para la ONG animalista PETA (“¿de quién es la piel que llevas puesta?”, era el lema de la campaña), y desde entonces le ha cogido el gusto a pasearse por el mundo en sus propios cueros, porque Kelly Brook lo vale. Kelly Brook se fue de vacaciones a Cancún y se bañó y tomó el sol en topless para inmenso alborozo de la concurrencia y de un paparazzi que anadaba haciendo su agosto por aquellas dunas. Kelly Brook está así de requetebién a sus 34 años, conserva ese cuerpo de mujer muy mujer y exhibe la sugerente caída de un par de pechos que (aún) no ha profanado ningún bisturí. Y con Kelly Brook, su orgullo y su lozanía, queremos entonar un sentido réquiem por un verano que ya fue y que, ay, nunca volverá.

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Janice Griffith: La actriz porno fumeta que odia el sexismo y el racismo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados