Torito desnuda a Angy Fernández

Torito recrea para nosotros el salto de niña a mujer de este prodigio televisivo. Una todoterreno que canta, actúa y presenta programas desde hace casi 20 años y que da rienda suelta por primera vez (y para nosotros) a toda su sensualidad femenina.

Angy
Una sección coordinada y realizada por Quique Jiménez 'Torito' / Fotos: Joan Crisol | 16/10/2015 - 11:07

En el fondo, lo que desde ‘Primera Línea’ proponemos a los famosos que se nos acercan es un juego abierto a quien quiera jugarlo con nosotros.

Como cualquier juego, tiene sus reglas, pero las de este resultan muy sencillas: se trata de atreverse a posar con poca (o ninguna) ropa y aparcando todo prejuicio. Dejarse de prudencias y de remilgos y contarnos cosas que llamen nuestra atención y de verdad valga la pena publicar.

Angy Fernández ha jugado al juego de ‘Primera Línea’ en su versión más exigente, la que propone en su sección Quique Jiménez ‘Torito’, y la verdad es que ha ganado.

Primero porque la cantante, actriz y presentadora de 25 años sale guapísima y más sugerente que nunca en las fotos que le ha hecho Joan Crisol, rodeada de chicas y chicos también desnudos y con Torito de maestro de ceremonias. Y segundo, porque de todo lo que nos cuenta emerge el retrato de una mujer que sabe lidiar con sus inseguridades tirando de humor, descaro y elegancia, que ha aprendido muchísimo de la vida y que es capaz de regalarnos un buen puñado de titulares sin necesidad de incurrir en ninguna indiscreción ni despellejar a nadie que no se lo merezca.

En la entrevista que publicamos en nuestro número de noviembre, desde ya en los quioscos de toda España, Angy reconoce el morbo que le dan los malones, la pereza que le dan los borrachos o lo orgullosa que está de sus pechos. Nos cuenta también que se vuelve loca cuando le hacen el amor con tacto y sin prisas, que algunos días necesita preliminares y otros más bien le sobran y que lo del sexo anal es algo a lo que sigue diciendo que no.

Angy-Fernández

 

Una mujer que da gracias a dios porque nunca le han ofrecido dinero a cambio de sexo, que tiene vibradores en casa (“como cualquier chica”, puntualiza, por si aún no lo sabíamos) y que nos asegura que su formación de bailarina es algo que se nota mucho en la cama. Una Angy, también, que admite haberse relacionado con actores y cantantes famosos, que se reconoce algo convencional en asuntos de cama y sin fantasías sexuales retorcidas, que valora su carrera musical con objetividad y siente que puede aspirar a más y que se sabe una seductora, aunque insiste en que entra más por la vía del desparpajo y el carácter que por los ojos.

Y una Angy, en fin, que posa matadora, seduce y se deja seducir y acaba arrancando a su entrevistador un elogio tan sincero como merecido: “Gracias por no fingir con tus vivencias y regalarme una entrevista tan noble por tu parte”.

Puedes encontrar la entrevista y la sesión de fotos en el número de noviembre de ‘Primera Línea’, ya a la venta.

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
María Lapiedra: la vida sexual de la reina del escándalo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Current day month ye@r *

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados