Las mujeres españolas quieren más sexo

Has leído bien. El mito de la eterna rijosidad del macho ibérico y las pocas ganas de guerra de sus hembras se tambalea. Según un estudio de La Maleta Roja, ellas suelen quedarse con ganas de más, y atribuyen a factores como el cansancio y el estrés lo poco gratificante que resulta a veces el sexo en las relaciones de pareja.

¿Una mujer española insatisfecha?
Redacción | 15/02/2013 - 14:37

Claro que el estudio arroja también algo de (incómoda) luz sobre por qué pasa lo que pasa. Solo el 40% de las encuestadas (según La Maleta Roja, 1.300 mujeres españolas de entre 18 y 65 años han respondido al cuestionario) afirma que suele tomar la iniciativa en sus relaciones sexuales. El 60% restante se refugia en la tradicional pretensión de que sean sus amantes masculinos los que den el primer paso. Y a ser posible, el segundo y el tercero.

Tal vez esa tendencia a esperar dando un paso al costado explique el dato más relevante que aporta el estudio: las españolas no están del todo satisfechas con el sexo que les ha tocado en suerte. Siete de cada diez aspiran a una vida sexual mejor. Y cuatro de cada diez se quejan no solo de la calidad, sino también de la cantidad: les encantaría hacerlo más a menudo.

Guerreras pero cansadas

¿Más claves? La inmensa mayoría (un 97%) opina que una actividad sexual saludable puede mejorar su calidad de vida. Tan claro lo tienen, que al parecer seis de cada diez de las féminas sometidas a interrogatorio han tomado medidas para que la plena satisfacción no se convierta para ellas en bien escaso comprando en el último año (y aquí viene cuando los autores del estudio arriman un pelín el ascua a su sardina) al menos un artículo erótico. Entre las acostumbradas a invertir en accesorios para un sexo pleno arrasan la lencería erótica, los vibradores, las cremas estimulantes y los aceites de masajes. Los clásicos, en fin.

Eso sí, la barra libre de orgasmos a que parecen aspirar muchas españolas tropieza con todo tipo de obstáculos. Un 29% atribuyen al cansancio la baja calidad de sus relaciones íntimas, mientras que un 22& le echa la culpa al estrés y porcentajes también significativos identifican problemas como la baja autoestima (18%), la timidez (16%) o traumas derivados de relaciones anteriores (8%).

Aunque el dato que da que pensar es que menos de un tercio de mujeres llega al orgasmo en todas sus relaciones íntimas y solo seis de cada diez aseguran hacerlo de manera habitual. Y eso que, en un alarde de empatía y buena voluntad, las mujeres insatisfechas no parecen culpar a los hombres de este preocupante déficit de orgasmos: siete de cada diez reconocen que sus amantes masculinos hacen “lo posible” para satisfacerlas. Habrá que concluir que, al menos para ellas, lo posible no es siempre sinónimo de lo suficiente.

 

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Janice Griffith: La actriz porno fumeta que odia el sexismo y el racismo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados