Mad Men Lab: Los hijos del fútbol

Pocas cosas resultan tan seductoras para una mujer como un hombretón con un crío en brazos. O al menos ese es el tópico que los chicos del fútbol se han encargado de volver a poner de moda y que sIlvia Cruz, como de costumbre, ni confirma ni desmiente.

fútbol
Silvia Cruz | 16/07/2013 - 9:16

¡Ay, qué pesaditos están últimamente los futbolistas con sus bebés! Por si no teníamos suficiente con saber de sus andanzas amorosas con modelos, cantantes y demás hembras del star system, ahora no paran de enseñarnos a sus herederos cada vez que tienen ocasión. Inundan las redes con sus criaturas y eso aún tiene un pase, porque con no entrar en ellas, tengo bastante. Pero una tiene el deber de estar informada y ya me contaréis que interés puede haber en ver fotos de Piqué, Messi y compañía sosteniendo a sus babies en todos los diarios, revistas y digitales de ámbito nacional.

Yo sé que hay mujeres que no pueden resistirse a los encantos de un hombre con un retoño en brazos. No es broma eso de que los hombres paseando niños pequeños en un parque ligan a porrillo. Y supongo que a ese tipo de ternura o de sentimientos apelan quienes eligen colocar esas imágenes en un lugar preferente de sus medios de comunicación.

La erótica de las noches en vela

Y ahora, voy a generalizar, que es la mejor manera de crearse enemigos. Pero es que nunca he entendido a las chicas que ven un tipo con un nene en brazos y se sienten irremediablemente enternecidas. Ni a las mujeres que viendo a un señor, más o menos joven y apuesto, empujando un carrito, se les hace el cuerpo agua. Es absolutamente incomprensible y marca una diferencia bestial entre hombres y mujeres: ellos, casi siempre, salen corriendo si ven a una tipa con bebé incorporado. Por muy buena que esté.

Ya sé, ya sé que ya no sois tan así y que todos tenemos un pasado y que os hacéis cargo y que practicáis una nueva paternidad y que sois incluso maternales, pero no me negaréis, que preferís pareja libre de cargas y que un bebé no supone ningún encanto añadido. Y sin hablar de parejas, ¿no preferís ídolos sin problemas, sin vida, sin los engorros que los demás mortales tenemos? Yo no creo que sirva de consuelo para los padres pensar que Piqué también pasa noches sin dormir. Primero, seguro que eso no es cierto; segundo, pierde todo el sex-appeal imaginarlo con cara de sueño y cambiando un pañal; y tercero, no es cierto que esas imágenes lo humanicen. Y además, ¿quién mira las revistas para ver seres humanos corrientes y molientes?

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Janice Griffith: La actriz porno fumeta que odia el sexismo y el racismo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados