Coalición Canalla Cavo Paradiso, techno en las rocas

La mejor discoteca de Grecia está en la isla de Míkonos, sobre las rocas de la playa Paradise, y tiene una piscina incrustada en medio de la pista.

Paradiso
Luis Landeira / Fotos: Archivo | 02/07/2014 - 10:07

La palabra “paraíso” procede, precisamente, del griego, παράδεισος, paradeisos (en latín paradisus), y fue usada por vez primera en la ‘Biblia Septuaginta’ para aludir al Jardín del Edén. Por eso, no es raro que uno de los lugares del planeta más cercanos al paraíso (o, al menos, al paraíso de los fiesteros) esté en una pequeña isla griega llamada Míkonos.

Localizada en el mar Egeo, Míkonos es una de las zonas más turísticas de Grecia, sobre todo debido a sus playas, a su cercanía a Delos y a su vida nocturna, que es una de las más inquietas y trepidantes del país. No en vano, aquí está Cavo Paradiso, una de las 25 mejores discotecas del mundo según esa biblia de la música de baile que es la revista ‘DJmag’. Bienvenidos al séptimo cielo.

 

 

Fiestón pasado por agua

Fundado en 1993 por el empresario Nikos Daktylides, Cavo Paradiso está fundido con las rocas de la espectacular playa de Paradise. El objetivo de su creador era evitar que los turistas crápulas tuvieran que salir de la isla en pos de buenas fiestas. Mister Daktylides logró su objetivo y, de paso, transformó a Míkonos en una meca del clubbing mundial.

Construida en piedra y madera con un escrupuloso respeto por el entorno natural, esta discoteca monta fiestas de mayo a septiembre, centradas en una gran pista-piscina-terraza con vistas al mar, para que la clientela se refresque mientras asiste a largas sesiones de dj’s. Además, dispone de carpas dance, zonas VIPs y espacios chill out.

Cada año, miles de fiesteros peregrinan hasta este club con capacidad para 2.800 personas, que empezó como after hours y, con el cambio de milenio, se transformó en uno de los locales más valorados por críticos, artistas y aficionados. También es, por supuesto, un espacio perfecto para ligar con despampanantes muchachas en biquini.

 

223 disc jockeys no pueden equivocarse

Efectivamente, en sus más de 20 años de existencia, por Cavo Paradiso han pasado la friolera de 223 dj’s y productores musicales. La culpa la tiene, en buena medida, Margharita Antonini, que desde 1997 es directora creativa del club y se ha ocupado de traer hasta su islita a la flor y nata de todos los géneros musicales bailables.

Los clientes más veteranos atesoran en su memoria, por ejemplo, la house session de 11 horas que aquí protagonizó John Digweeds, batiendo su propio récord; o el 40 cumpleaños del DJ David Morales, que se saldó con una maratoniana pinchada a seis manos entre el homenajeado y sus célebres amigos Louie Vega y Frankie Knuckles.

Este año, durante los meses de julio y agosto, pincharán en Cavo Paradiso más de 60 artistas de todo el mundo, entre los que destacan Ricardo Villalobos, Diplo, David Guetta, Skrillex, Roger Sanchez, Ellen Allien o Paul Van Dyk. La ocasión, pues, la pintan calva para disfrutar del club con la mejor combinación pinchas-chicas-vistas del universo.

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Marlene Mourreau, el retorno de la pantera francesa
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Current day month ye@r *

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados