Coalición Canalla: Sky Bar, el cielo de Barcelona

Subimos al último piso del Grand Hotel Central para tomarnos una copa en el vertiginoso Sky Bar, desde donde se dominan las mejores vistas de la Ciudad Condal.

Sky Bar
Luis Landeira | 23/07/2013 - 10:22

En los momentos de máxima plenitud, cuando la vida nos ofrece su mejor cara, solemos decir que estamos tocando el cielo con las manos. Y pocas veces nos sentiremos más cerca del cielo, en todos los sentidos concebibles, que tomándonos un cóctel en la terraza con piscina del Sky Bar.

Este exclusivo rincón de la Barcelona más refinada y exquisita está a un palmo del cielo, en el noveno piso del Grand Hotel Central. Un lugar pensado para que cualquiera de los que se dejen caer por él se sientan al menos durante un rato en la cima del mundo. ¿Cómo? ¿Que aún no lo conoces? Pues sube con nosotros un rato, te invitamos a un trago.

La mejor “infinity pool” de la ciudad

Abierto solo en los meses cálidos, entre el 25 de marzo y el 31 de octubre, el Sky Bar es un lugar donde el único límite es el cielo. La única pega que podemos encontrarle a semejante paraíso urbano es que durante la mayor parte del día está reservado a los huéspedes del hotel. Solo a partir de las 20:30 horas se abren sus puertas para que todos los mortales podamos disfrutar de sus hipnóticas puestas de sol.

En el crepúsculo, los colores rosas y anaranjados del cielo se reflejan en el agua de la piscina. Al fundirse con el paisaje urbano, esta, la mejor “infinity pool” de la ciudad, produce una agradable sensación de vértigo, de vacío, de caída. Darse un chapuzón en ella es como flotar en el cielo. Es, sin duda, la gran atracción del bar. Pero no la única.

Rodeando a la piscina, lámparas con velas, mesas bajas, sofás, jacuzzis y cojines crean una atmósfera, entre ibicenca, lujosa y chill out, dividida en varios niveles. Una decoración diseñada en total armonía con el cielo y la arquitectura de la ciudad, puesto que aquí lo más importante son esas vistas panorámicas sobre la Ciutat Vella y el mar Mediterráneo.

Cócteles para todos y algo de comer

La música es otra de las piezas clave del ambiente del Sky Bar. Entre semana, suena una cuidada selección de sonidos lounge. Los viernes y sábados, llega el turno de dj’s invitados de la talla de la francesa Annick Turiaf o el inglés Richard Capstick, que aceleran un poco el ritmo para que los clientes muevan el esqueleto sin perder la compostura.

En cuanto a la carta, el Sky Bar tiene de todo, desde zumos al más puro estilo Ipanema hasta vinos y champagnes de alto rango, pasando por deliciosos mojitos, margaritas, gin tonics o lo que se tercie. Si te apetece un tentempié, prueba su coca de jamón y tomate, su gazpacho con albahaca o sándwiches tan ricos como el Very British Bikini.

Y, entre pitos y flautas, se nos ha hecho de noche. La piscina desbordante ya está iluminada, las velas encendidas y la ciudad es un hermoso e inmenso póster de lucecitas y estrellas. Sólo nos queda alzar nuestras copas al cielo y brindar a ritmo de la canción del verano, el ‘Get Lucky’ de Daft Punk: “So let’s raise the bar and our cups to the stars”.

Sky Bar Sky Bar Sky Bar Sky Bar Sky Bar Sky Bar Sky Bar

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Janice Griffith: La actriz porno fumeta que odia el sexismo y el racismo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados