Icona Pop, teloneras de Miley

La gira Bangerz Tour tiene teloneras de lujo: este par de suecas, francotiradoras del pop aguerrido y sin complejos, que exhibieron todo su potencial ayer abriendo para Miley Cyrus en el Philips Arena de Atlanta, Georgia. Recperamos la entrevista que Rafa Cervera les hizo para el número de octubre de ‘Primera Línea’.

Icona Pop
Rafa Cervera | 26/03/2014 - 10:39

Aino Jawo y Caroline Hjelt se han convertido en una de las sensaciones pop del momento gracias a ‘I Love It‘, un canción de pop electrónico y estribillo gritón que ha conquistado al público de medio planeta (y que en España goza de una popularidad extra gracias a la versión de Nancys Rubias).

Quienes llevan siguiendo las andanzas del dúo conocido como Icona Pop desde hace unos años, no se habrán extrañado lo más mínimo de su éxito. “Somos de un país pequeño pero muy creativo”, explica Aino por Skype. A su lado, Caroline asiente. Por algo vienen del país que nos dio a Abba, The Cardigans, Army Of Lovers, Robyn y otros tesoros musicales para buscadores de pop perfecto. “¿Pop perfecto?”, se asombra Caroline. “No sabría decirte si lo llamaría así o no. Desde luego, para que sea perfecto tiene que tener un punto oscuro”.

Accesibles pero con un punto turbio, así son Icona Pop. “Al fin y al cabo el dúo nació de una experiencia oscura”, explica Aino. “Cuando nos conocimos yo estaba pasando una mala racha porque había terminado con una relación sentimental. Me presentaron a Caroline en una fiesta. Nos pusimos a hablar de un montón de cosas, congeniamos bien. Unos días más tarde me llamó y me dijo: ¿Por qué no intentamos hacer música por nuestra cuenta? Se presentó en casa con una botella de vino y nos pusimos a componer y grabar”.

Esto fue hace cuatro años. Hoy, Icona Pop son las reinas del pop electrónico. Primero conquistaron Suecia y después, el resto del mundo. Hace unas semanas editaban el single ‘Girlfriend’ y en breve verá la luz su primer álbum lanzado internacionalmente. Los fans esperan ansiosos la música de esta traviesa pareja que dio su primera actuación tan solo un mes después de aquella primera cita de trabajo regada con vino.

“Cuando nos llamaron solo teníamos compuesta una canción, así que trabajamos a tope para tener algo de repertorio. Una vez en el escenario improvisamos mucho. ¿Miedo? En absoluto. Teníamos muy claro lo que íbamos a hacer y de nuestras canciones. Sabíamos que estábamos haciendo música por alguna razón y eso nos daba mucha seguridad”. Una seguridad que también se refleja en el nombre con el que se bautizaron artísticamente. No se puede decir más con menos palabras. “La idea la tuvo la madre de Caroline. Estaba hablando con unos amigos italianos mientras nosotras nos volvíamos locas buscando un nombre que nos gustara. No había manera de dar con uno que nos convenciera. A sus amigos se les ocurrió el nombre y ella lo añadió a una lista con varias opciones. Nada más verlo lo elegimos. Era un nombre hecho a nuestra medida. Dos palabras que definen lo que somos y lo que queremos ser”.

Sin límites

Sí, Icona Pop son divertidas, pero también ambiciosas. Tienen muy claro hasta dónde pueden llegar y el camino que han seguido durante estos últimos años les ha demostrado que la intuición no les ha fallado. “Todo lo que hacemos responde a un impulso natural –explica Caroline-. Si nos podemos a darle vueltas a una idea al final acaba yéndose todo al infierno, es algo que está más que demostrado. Todo lo que hacemos es a través del instinto. Esa es la fuerza que nos mueve”.

Luego están esas señales del destino, tan claras y tan nítidas. Como por ejemplo, que el reputado sello Kitsuné se encaprichara de una de sus canciones… cuando solo tenían una colgada en su perfil de MySpace. “La canción superaba las 20.000 escuchas –aclara Aino-, pero alucinamos cuando nos llamó nuestro mánager y nos dijo que Kitsuné quería publicar ‘Manners’. Creímos que nos estaban jugando una broma pesada. Pero iba en serio, tanto que nos invitaron a ejercer como dj’s en sus fiestas. Fue todo un honor pasar a formar parte de esa familia. Son gente muy cool y nuestro prestigio nació a partir de esa relación”.

El “momento Kitsuné las catapultó a los circuitos internacionales de hipsterismo y diversión nocturna. Pincharon como locas por todo el mundo, su público se amplió, se mudaron a Londres y desde entonces no han parado y tampoco parece que van  a hacerlo en los próximos meses. “Estamos encantadas de la vida –asegura Carolina-, nos encanta tener tanto trabajo y tener éxito. Nuestro álbum va a ser una preciosidad, lo mismo que lo son ya los singles que hemos ido adelantando. Una música agridulce, con un punto alegre y otro oscuro. Canciones galopantes con estribillos chillones”. Una descripción perfecta para un dúo que lo tiene todo para ser perfecto. Famas, talento, juventud, belleza. Y el nombre, claro. Por cierto, ¿cómo se pronuncia? Y ellas  contestan: “Puedes decirlo como más te guste, nosotras somos Icona Pop.

El icono pop de Icona Pop es…

Para la pareja, no hay nadie como Prince. “Nos gustaría ser alguna vez como él”, comenta Caroline. “Nos suelen gustar más las canciones que los artista en general, pero él es la excepción. Si llegamos a enterarnos de que nos ha escuchado y le gustamos nos da un telele. Nos encantaría cantarle personalmente nuestras canciones. Y casarnos las dos con él. Me da igual que tenga fama de complicado, no pararé hasta que no lo conozca en persona”.

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Janice Griffith: La actriz porno fumeta que odia el sexismo y el racismo
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados