Esto pasa Lorde debuta esta noche en Barcelona

La joven artista neozelandesa inaugura esta noche la temporada otoñal de conciertos en Barcelona. Una buena oportunidad para sintonizar con la longitud de onda de esta mujer tan atractiva y tan de otro mundo.

Lorde
Álvaro García Montoliu | 09/10/2017 - 17:19

A menudo surge la queja de que en el negociado pop las caras siempre son las mismas, especialmente por lo que se refiere al ámbito femenino. Madonna lleva aposentada en el trono desde hace décadas y de ahí nadie la va a sacar ni con agua hirviendo. Pretendientas a sentar sus nalgas en esa poltrona hay muchas (Taylor Swift, Lady Gaga, Katy Perry…) pero pocas son capaces de hacerle sombra y no son suficientes como para hablar de una sana renovación generacional.

Esto es, al menos, hasta que apareció la diva austral Lorde. Ella Marija Lani Yelich-O’Connor, que eso es lo que pone en su documento de identidad, nació hace apenas 20 años en Takapuna, un suburbio de Auckland, capital de Nueva Zelanda. Por sus distinguidas venas corre sangre irlandesa y croata, hija de un ingeniero civil y una poetisa. Por tanto, la pasión por el arte ya lo heredó de su madre.

Lorde, que así es como está empeñada en que se la llame, ya mostraba un enorme potencial desde temprana edad. A los cinco años se apuntó a clases de teatro y perfeccionó sus habilidades de oración en público. Paralelamente, se descubrió como una voraz consumidora de clásicos de la literatura americana del siglo XX como J.D. Salinger y Raymond Carver.

Lorde

 

Pura sangre

Pero su interés por el arte no fue por ahí. A los 12 años ya aparecía en talent shows locales o en espacios radiofónicos de su país interpretando covers de artistas como Kings of Leon. Sin embargo, fue la versión que mandó a Universal de ‘Mama Do’ de Pixie Lott la que le acabó abriendo las puertas del negocio musical.

La major, consciente del potencial de la cría, le costeó clases de canto para pulir tan rutilante diamante en bruto. En 2013, con 16 años, lanzó su álbum de debut, ‘Pure Heroine’, uno de los casos de precocidad y avanzada madurez que se conocen en el universo pop.

En el disco, Lorde coqueteaba con diversas formas de pop electrónico a partir de una producción minimalista y sofisticada. Las letras venían cargadas con todo el angst adolescente, además de críticas a la sociedad de consumo.

Lorde

 

Total, que todo el mundo quedó prendado de ella, de quien se esperaba un futuro brillante. Acaso angustiada por la fama y la presión que se empezó a ejercer sobre ella, Lorde se volvió durante un par de años a su ciudad natal para recuperar el contacto con la realidad, rodearse de los suyos y cargar las pilas de carga a un segundo álbum del que se esperaba mucho.

E hizo bien, porque ‘Melodrama’, que llegó a las tiendas el pasado junio, es uno de los mejores discos del año. Y esto no lo decimos nosotros en un arrebato de euforia, sino casi todas las publicaciones especializadas en la materia.

Lorde, además, vendrá a presentar este insultante arsenal de hits esta misma noche al Sant Jordi Club de Barcelona en un concierto que es la primera gran cita de la temporada (olvidad el teatrillo de las momias Rolling Stones de hace un par de semanas).

Nosotros no nos lo vamos a perder, ¿y tú?

 

  • Imprimir
  • Enviar por e-mail
Este mes, en 'Primera Línea'
Simona: La Gran Hermana rebelde y swinger posa desnuda con su novio.
Este mes, en 'Primera Línea'
publicidad
publicidad
Búscanos en Facebook
publicidad

© Ediciones Reunidas, S.A. | Todos los derechos reservados